Ese viernes como mola

Ya sabéis que los viernes me levanto más feliz que nunca, pero este viernes todavía más. ¡Qué locura! Pensaba que nunca iba a llegar.

Está claro que la vuelta al trabajo siempre es dura. Y desde luego, con la edad cada vez es más dura. De pequeña, al volver a clase, como mucho te podía dar más pena despedirte de un amor de verano que otra cosa, pero los madrugones no importaban. Pero ahora… Cada vez que ha sonado el despertador esta semana no sabía si llorar, gritar, bailar…

Así que a ver si el tiempo se porta un poquito y podemos descansar en la playa.

ese viernes como mola

Esta entrada fue publicada en Eventos y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s